Alicante, paraíso inexplorado para la escalada

Ecoturismo genera riqueza en pueblos de Alicante
¿Es el ecoturismo deficitario?
19/09/2015
Economía circular en las Salinas de Alicante
24/09/2015
Mostrar todo

Alicante, paraíso inexplorado para la escalada

Provincia de Alicante paraíso inexplorado para la escalada

Por Javier Martin, “Mercuri”*

Alicante es sin duda uno de los destinos más atractivos para los aficionados a la escalada. La gran cantidad de paredes de roca de excelente calidad, acompañada de una climatologia excepcional, sitúan a nuestra provincia entre las preferidas por los escaladores europeos. Prueba de ello son las numerosas guías de la escalada de La Costa Blanca, publicadas por editoriales extranjeras, con grandes éxitos de venta.

Pero lo que seduce a los escaladores que nos visitan no es sólo la calidad y la cantidad de retos deportivos que pueden encontrar en nuestra geografía, sino también la posibilidad que ofrece Alicante de combinar su hobby con una exquisita gastronomía y una rica cultura.

Esta crucial combinación de elementos, que sólo encontramos en unos pocos rincones del Mediterráneo, es un sello de calidad y de identidad que no podemos perder de vista.  Contemplar el aterrazamiento con el que los moriscos moldearon nuestras montañas mientras se escala la cresta del Benicadell o del Cabeço d’Or; visitar el aljibe enclavado en plena cresta dels Castellets; o disfrutar de la visión de las torres vigía sobre el mar durante la escalada del Bernia, son valores añadidos que, hasta el momento, tan sólo unas pocas compañías extranjeras habían sabido capitalizar.

No obstante, en los últimos años, hemos sido testigos de la aparición de nuevas empresas locales, altamente capacitadas, que apuestan por una oferta de servicios de conducción en escalada. Guías debidamente formados, servicio en varios idiomas, interpretación paisajística y etnográfica, son algunos de los signos diferenciadores de estas jóvenes empresas que han entendido a la perfección que sus clientes nada tienen que ver con los consumidores de  multiaventuras. En contra de lo que pudiera parecer, la escalada tradicional comparte más semejanzas con el yoga que con el puenting, con la exploración que con el riesgo, con la endorfina que con la adrenalina.
Desde esta nueva perspectiva de la cordada guia-cliente, en la que se prioriza la estética y el confort, las montañas de Alicante son un paraíso inexplorado. Que no nos quepa duda de que en los próximos años disfrutaremos de nuevas rutas bellas, largas y seguras.

 

* Javier Martin es biólogo y un montañero, escalador y alpinista de prestigio dentro de nuestras fronteras y fuera de ellas. Ha escalado las nortes más difíciles de Europa y es autor de Senderos de la Roca. Tiene un blog en la revista Desnivel.

Comments are closed.